Aguacate congelado de Colombia, ahora en Burger King y 7-Eleven de Japón

27 Abril 2021
Tras la admisibilidad del aguacate a mediados de 2019, acaban de llegar tres contenedores con aguacate fresco congelado al país nipón, listo para ser consumido por los clientes de estas importantes cadenas.

Desde comienzos de este año, la cadena de restaurantes Burger King en Japón tiene en su menú dos combos nuevos: Avocado Beef y Avocado Plant. El primero vale 690 yenes, unos 23 mil pesos, y el segundo 790 yenes, casi 28 mil pesos colombianos. Este país, acostumbrado a consumir e importar lo mejor en calidad, ahora tiene en sus hamburguesas BK las mejores tajadas de aguacate hass colombiano que exporta Colfrost, procesadora de congelados que busca conquistar el paladar de los asiáticos con sus productos. 

Además de Burger King, desde marzo, las tiendas 7- Eleven en las prefecturas de Tokio, Saitama y Kanagawa ofrecen a sus clientes aguacate que ha sido congelado con nitrógeno líquido en 5 minutos, proceso que ayuda a preservar las fibras del producto, con lo cual los japoneses que lo consumen disfrutan del mismo sabor que un colombiano en su comedor. En pocos meses, todas las tiendas de esta reconocida cadena tendrán al alcance de sus clientes aguacate nacional.

Este aguacate se cosecha en 125 fincas de zonas como el Eje Cafetero, Cundinamarca o Antioquia. En total, son 375 familias beneficiadas que recolectan la fruta que congela Colfrost y que vende en cubos, rebanadas y mitades empacadas al vacío, con una vida útil de hasta dos años para su consumo.

“En mayo, habremos llegado a 20.881 puntos de 7- Eleven en Japón, una clara muestra de confianza en el talento colombiano, todo esto gracias a nuestros 97 proveedores, entre pequeños y grandes cultivadores, y a nuestros 133 colaboradores por su compromiso con la calidad y la excelencia”, asegura Andrés Felipe Orozco, gerente general del Colfrost, quien confirmó que desde marzo se enviarán tres contenedores por mes.

Eduardo Cárdenas, presidente de la empresa colombo-japonesa ASC, que hizo la importación, asegura que Colombia tiene tres elementos diferenciadores en el mercado. “Primero, el país tiene la facilidad de producir todo el año por su variedad geográfica. Dos, el aguacate tiende a tener un nivel de aceite elevado y cremosidad que les gusta a los japoneses. Y tercero, el tema ambiental, ya que el país tiene una riqueza hídrica especial y la mayoría de riego en los cultivos es por gravedad. El agua es un factor importante, crítico”, aseguró Cárdenas.

Tras la admisibilidad del aguacate colombiano a Japón en julio de 2019, el año pasado se logró exportar a ese país USD$437,737 en aguacate fresco. Colfrost espera terminar a finales de este 2021 con USD$ 4 millones en exportaciones al país nipón. 

“Este es un logro que celebramos porque se da en el marco de la estrategia de diplomacia sanitaria que lidera el Gobierno gracias a la gestión de la Embajada de Colombia en Japón dentro del plan CO- Nectados, que el país logre mayores ventas internacionales que generen más empleos y desarrollo para las regiones. Además, nos demuestra que Colombia, el país más acogedor del mundo, sigue en camino de ser despensa alimentaria mundial, como bien nos ha catalogado la FAO por el potencial del área cultivable y la gran variedad de oferta exportable y de factores competitivos como la capacidad de producción casi todo el año. Seguiremos apoyando al sector aguacatero del país para que se siga posicionando con fuerza en los principales mercados internacionales”, aseguró Flavia Santoro, presidenta de ProColombia.

Por último, Eduardo Cárdenas celebró que Colombia haya logrado entrar con estos productos, ya que los clientes en Japón no negocian a corto plazo y asumen compromisos a largo plazo. “Japón y Asia en general, son un mercado exigente, ellos saben cuándo un cultivo está bien cuidado, se toman el tiempo para evaluar la persona, la empresa, validan todo el paquete, se ensaya con la empresa y arranca el negocio”, puntualizó Cárdenas.

Descargas